Menú Sanador para tus Riñones

¿Hola, que tal estás?. Espero que todo vaya de la mejor manera en tu vida. Y que tus sueños y metas sigan siendo tu prioridad.

Este post, es un complemento o va de la mano, con los dos anteriores. Te dejo los links:    Tu batería de vida – Tus Riñones y Tu Riñones te hablan: Miedo y Voluntad. Y es así porque hoy te hablaré de algunos consejos o TIPS, para ayudarte a proteger tus riñones. No te hablaré de dietas especiales, ni recetas mágicas. Te contaré, como a partir de hábitos sencillos, pero duraderos en el tiempo. Puedes ayudar a tus riñones a estar más equilibrados y por consiguiente tu salud física y mental también.

Acá podrá oírme desde mi canal de Ivoox.

Sino, acá abajo tienes el reproductor…Disfruta del audio.

PRIMEROS:                   

  • Toma un vaso de agua cada día, en ayunas. Que sea a temperatura ambiente, ni fría ni caliente. La única manera de ayudarte, es que tu cuerpo esté bien hidratado. Tus riñones pueden llegar a filtrar hasta 180 litros de líquido cada día y le das esa ayuda valiosa, su trabajo será más fácil y eficiente.
  • Come al 70% – 80% de tu capacidad. A la primera señal de saciedad, para de comer. No es necesario forzar tu organismo a procesar cantidades de comida, sin que tu cuerpo lo requiera. A medida que te hace mayor, tu cuerpo requiere menos cantidad de comida, y más sana. No es lo mismo, alimentarse a los 18 años que a los 48.
  • Mantén tu cuerpo hidratado. Según Frank Suarez de metabolismo TV, recomienda que la cantidad optima de agua, que debes ingerir cada día. La puedes calcular, tomando tu peso en kilogramos y divídiendolo en 10. Ese será el número aproximado, de vasos de agua que debes ingerir al día.

Recuerda que tus riñones actúan como filtros de toxinas. Y la única manera de ayudarlos es manteniéndolos limpios. Sin embargo, es importante que tengas en cuenta, tu edad, tu peso, la estación del año en que te encuentras y la dieta que sigues. Ante cualquier dudas, siempre será mejor consultar a un experto o médico.

  • Come dentro de los horarios normales. Los llamados “Ritmos Circadianos”, hablan de las horas en que tus órganos están más activos. Estos ritmos circadianos son los encargados de estudiar a través de la “cronobiología”, los cambios físicos, mentales y conductuales de un organismo, durante un ciclo diario.

Por consiguiente, en el caso de los riñones, su hora máxima de actividad, se encuentra entre las 17:00 y las 19:00 horas. Una hora en que se supone, el organismo ya ha ingerido el desayuno y la comida. Y por ello, los riñones se disponen a extraer los nutrientes necesarios para tu organismo y a depurar y desechar lo inservible. 

SEGUNDOS:                 

  • Cuida tu dieta. No por estar en invierno o intentar cuidar tus riñones, deberás ingerir mas proteína animal en las comidas o mayores niveles de sal. Los alimentos demasiado proteicos como son las carnes rojas curadas. Los quesos fermentados o el exceso de bebidas alcohólicas, pueden debilitar tus riñones. Ya que –ellos- se verán obligados a trabajar de forma exhaustiva, para poder depurar toda la comida super calórica que ingieres. No solamente depura el hígado, también lo hacen tus riñones. Y lo hacen como parte de su trabajo como órgano madre y generador del hígado.
  • Ayúdate con infusiones sanas. Como la cola de caballo, el diente de león, el perejil y la ortiga. Ten especial cuidado con la cola de caballo y el diente de león (consúmelas máximo durante 15 días seguidos). Y siempre mejor en ayunas. Ya que si te extiendes en el tiempo, podrías debilitar tu organismo. Recuerda que no por exagerar, se logran fines más nobles. Todo se debe hacer en su justa medida.
  • Sigue la regla 80% – 20%. Proponte la meta, que la comida que llega a tu plato, sea 80% natural, de estación, cerca de la naturaleza y bien combinada de acuerdo a tu estado de salud y edad.  Y el 20% se refiere a darte un capricho. Es normal, que teniendo en tus células tanta memoria grabada, de comida chatarra, sientas las ganas de comer esporádicamente productos excesivamente dulces, procesados o calóricos. Así que hazlo, mantén ésta regla de 80% – 20%, hasta que poco a poco, vayas erradicando de tu vida, todo alimento que no hace bien a tus riñones

POSTRE:

  • Cuida tus horas y calidad del sueño. Pon los medios para lograrlo. Intenta dormir en un colchón de calidad. Compra sábanas de algodón lo mas natural posible, para épocas de primavera – verano. Y más calientitas en otoño – invierno. Si te gusta la seda (para temporadas algo más frías), también puedes comprar sábanas de éste material. Duerme dentro del horario correcto, es decir de 22:00 a 6:00 y no de 1:00 a 9 de la mañana. A no ser que tu horario te lo imponga.
  • No pongas el despertador un día a la semana. Seguro será posible que lo hagas el fin de semana. Pues hazlo, dedica bien el sábado o el domingo a dormir un poco más. No pongas la “alarma” del reloj. Regálate unas horas más de sueño.
  • Vete a cama una hora antes. No intentes conciliar el sueño viendo la televisión o jugando con pantallas o dispositivos móviles (móvil, Tablet). Hazte con un buen libro y lee.  Baja la intensidad de las luces, así estimularás la secreción de “melatonina – la hormona del sueño”. Es así, porque cuando penetra menos luz en los nervios ópticos. Tus ojos envían una señal al cerebro, diciéndole que es la hora “ y que necesitan mas melatonina” para poder conciliar el sueño.
  • Mantén una práctica energética. Me refiero a que lleves una practica constante (2 -3 veces por semana) de ejercicios energéticos. Te hablo de una práctica de Yoga, de Tai – chi o Chi – kung. Y que es la única manera, en que puedas conectar mente y cuerpo.

Acá quiero resaltar la importancia, de realizar una verdadera conexión a tierra. En el caso del yoga, siempre se hará con los pies desnudos, es la única manera que bajes tu exceso de energía, que la disminuyas y que la entregues a la tierra. Y si fuera lo contrario, que te falte energía, así mismo, la tierra te la dará, y te cargarás con la cantidad de energía que necesites. Es cuando entras en contacto con la tierra, cuando te fundes con ella. ¿Sabías que el punto número 1 de Riñón, en Acupuntura, está ubicado en la parte central de la planta de tus pies? ¿Y que por ejemplo, a través de al Reflexología Podal, puedes estimular zonas de Riñón, para equilibrarlos?.

De ahí, que si haces una práctica con intención. Conseguirás calmar el espíritu, centrar la mente y mantener tu cuerpo ágil y fuerte. Porque es la manera de llevar luz a tu interior y de alumbrar la oscuridad.

Y fíjate que te hablo de prácticas que se realizan normalmente en recintos cerrados y en silencio. Aromatizados con aceites esenciales que estimulan tu cuerpo y tu parte sensorial. Con música suave y relajante que armoniza tu sistema de chakras. Y que son prácticas ancestrales, venidas de oriente. Donde siempre han sabido la importancia de tener conectados la mente, el cuerpo y el espíritu.

«En tus riñones, reside la fuerza vital original, de tu cuerpo humano» – Medicina Tradicional China.

Una vez más, espero que ésta valiosa información llegue hasta ti. Que no siempre es necesaria una comida de primero, segundo plato y postre. Y que todo ello, sólo esté representado en comida.

Sino, que un menú también puede ser energético. Como el que acabo de diseñar para ti. Y que si te das la oportunidad, de poner en práctica, como mínimo 2 tips de cada plato (te lo digo metafóricamente), verás grandes resultados en tu salud. Porque tu cuerpo y tu mente, son perfectos e infinitamente sabios. Sólo esperan que les cuides de forma sencilla y consciente.

¡Nos vemos pronto y deseo de corazón que “Todo esté bien en tu Mundo”!

Gracias por leerme,  Un abrazo, Fabiola

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicita tu primera cita, es gratuita

Te contaré en que consisten mis programas y veremos cuál necesitas en este momento de tu vida.

sígueme en redes sociales

Facebook

Instagram

YouTube

Pinterest

¿Quieres transformar tu ser interior?

Realiza el test de tus Chakras y llévate mi ebook

“Tus chakras y su sanación”

¿Te gustaría conocer tu número de nacimiento?

Descúbrelo con mi Ebook - “El ki de las 9 Estrellas” de la medicina tradicional china.

¡Descargatelo y sana tu SALUD!

Ir arriba